Loading…

NOTICIAS / Educación

03 de noviembre, 2017

El futuro se construye sólo con educación

Más de la mitad de los estudiantes argentinos no termina el secundario. No se puede olvidar que un joven con educación es un joven con futuro.

Más de la mitad de los estudiantes argentinos no termina el secundario. No se puede olvidar que un joven con educación es un joven con futuro.

Un informe presenta un panorama sobre los jóvenes argentinos entre los 10 y los 18 años de edad. En lo referente a educación las cifras son un fuerte llamado de atención. De 5 millones y medio de jóvenes, medio millón está fuera del sistema educativo y el 55% no termina sus estudios secundarios.

Es decir, más de la mitad de los adolescentes no puede alcanzar el final de la carrera educativa básica. Esto se desprende del trabajo “Posicionamiento sobre adolescencia en el país”, de Unicef. Entre las razones del abandono escolar el informe resalta que "está fuertemente relacionado con la inserción temprana en el mercado de trabajo, sobre todo entre los varones y el embarazo entre las mujeres". Como ejemplo: 1 de cada 6 chicos se ve obligado a trabajar, por lo que se le dificulta continuar con su formación. Por su parte, el 15% de los nacimientos son de embarazos adolescentes, siendo 6 de cada 10 no planificados y llevando a 1 de cada 10 mujeres a dejar de estudiar.

“La educación primaria prácticamente es universal pero en la secundaria hay medio millón de adolescentes que no está en la escuela", señala Florence Bauer, representante de esa organización. Es necesario que la educación se establezca y se brinde desde la primera infancia, pero no es un detalle menor si se pierde durante el trayecto formativo. En la adolescencia y la juventud cada chico y chica va encontrando su identidad y conociendo sus capacidades y limitaciones, pero no puede hacerlo sólo o “a la buena de Dios”. El acompañamiento y el aprendizaje son fundamentales. Repetimos y reafirmamos que todos los jóvenes tienen potencialidades; brindémosles herramientas. Hasta en términos numéricos la educación demuestra sus beneficios.

“Hay estudios económicos que han demostrado con evidencia amplia que cada dólar que se pone en la infancia da un retorno de siete [dólares] a lo largo de la vida de ese niño”, destaca Paolo Mefalopulos, representante de Unicef en Uruguay. Las cifras actuales están lejos del ideal de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la UNESCO . Pero no es cuestión de lamentarse y dar vuelta la cara. La tarea es promover el crecimiento y el desarrollo de cada joven. La tarea es que ellos puedan tener un futuro. La educación de calidad y para todos es la forma de lograrlo.

Otras Noticias