La Declaración de los DDHH cumple 70 años

La Declaración Universal de los Derechos Humanos lleva 70 años de vida y el respeto y la defensa de cada uno de ellos es un compromiso diario de todos.

El 10 de diciembre de 1948 es una fecha que pasó a la historia. Ese día, en París, la capital de Francia, se aprobó la Declaración Universal de los Derechos Humanos (DDHH).

Los representantes de los países miembros de la Asamblea General de las Naciones Unidas dieron vida a este documento que protege a cada persona por el simple hecho de ser tal.

En Argentina tiene carácter constitucional desde 1994, tal como figura en el artículo 75 inciso 22. Por tanto es de cumplimiento obligatorio y legal.

Este año la Declaración cumple 70 años, por lo que es un buen momento para tener ojos críticos. La Declaración cumple, ¿pero nosotros cumplimos la Declaración?

Este documento se firmó al ver cómo dos guerras mundiales y experiencias como el nazismo atacaban lo más preciado de cada ser: la vida.

Millones de muertos y heridos fueron un impacto demasiado literal para notar cómo los humanos nos destruíamos unos a otros. Era necesario parar y defendernos a nosotros mismos.

Pero 70 años después seguimos viendo imágenes que parecen repeticiones de aquellas. Derechos que más que derechos están torcidos. O rotos.

Numerosos países siguen amaneciendo entre misiles y bombas, miles de personas viven para trabajar en lugar de trabajar para vivir, la extrema riqueza se levanta a una cuadra de la extrema pobreza, familias enteras son expulsadas u obligadas a abandonar su tierra para vagar por el mundo y, si con suerte pueden quedarse en algún país nuevo, vivir como se pueda.

3 eran los objetivos centrales de la Declaración de los DDHH: libertad, justicia y paz. Es verdad que se avanzó mucho en cada uno desde su formulación. Pero es verdad, también, que ninguno de los tres se puede marcar como ya cumplido.

En 1959, además, se agregó la Declaración de los Derechos del Niño, entre los cuales el acceso a educación era prioritario.

Sin ir más lejos, el medio millón de chicos y jóvenes que no puede ir a la escuela en Argentina nos grita al oído que esos derechos no se están respetando.

70 años después es un buen momento para repasar cada uno de los derechos humanos. Cuando fueron escritos, ¿a quién buscaban defender? A todos, no sólo a algunos.

El texto está disponible en más de 500 idiomas y es el más traducido en la historia. Si no se cumple, no se puede alegar que es por no conocerlo o por no entenderlo.

Cada persona debe vivir en libertad y con dignidad, la violencia sólo tendría que estar en las películas y la justicia tiene que ser la misma para todos. Ningún joven debería quedar afuera de la educación y las oportunidades no pueden ser un privilegio.

El compromiso es diario y es de todos. Mientras haya un derecho vulnerado, nuestro trabajo continúa.

Otros Artículos

Formación Laboral
Poder elegir el camino
Desde sus inicios el sistema preventivo tuvo a la formación profesional como una de las bases fundamentales. ¿Sabés por qué desde hace 150 años es así?
Formación Laboral
Formación y trabajo para un presente digno
Saberse útil, alcanzar metas, valorarse, asumir responsabilidades, relacionarse. Por estas cuestiones y muchas otras, trabajar y formarse para hacerlo dignifican a una persona.
Formación Laboral
Centro “San Juan Bosco”: aprender más que un oficio
“San Juan Bosco”, Centro de Formación Profesional en Trelew, es más que eso: es la oportunidad de inclusión social y trabajo para cientos de jóvenes.